¿Quo vadis, Obama, en la economía?

Los economistas se están volviendo más pesimistas acerca de la fortaleza de la recuperación económica en Estados Unidos, pero no creen que las autoridades deberían tomar más medidas para apoyarla, según el más reciente sondeo de proyecciones de The Wall Street Journal.

Los 53 economistas consultados, de los cuales no todos respondieron a la totalidad de las preguntas, presentaron un panorama sombrío de crecimiento moderado y desempleo elevado.

En promedio, aún no prevén que la tasa de desempleo caiga por debajo de 9% al menos hasta junio de 2011. Esperan que la economía cree sólo 136.000 empleos mensuales durante los próximos 12 meses, un declive frente a la previsión de 157.000 del sondeo de julio. A ese ritmo, la creación de empleos apenas conseguirá contrarrestar el ingreso de nuevos individuos a la fuerza laboral.

“Si las solicitudes (de seguro de desempleo) permanecen en su nivel actual, incluso los aumentos recientes de puestos en las nóminas de empresas privadas no serán sostenidos”, dice Ian Shepherdson, de High Frequency Economics.

En respuesta a la pregunta sobre cuál es el mayor riesgo que enfrenta la economía, la opción “muy pocos empleos, muy poco ingreso salarial y muy poco consumo” fue la más popular. Temas como la inflación, deflación, recortes en los gobiernos estatales y locales y una nueva caída en el sector de la vivienda sólo recibieron unos pocos votos.

Por otra parte, prevén un crecimiento anualizado de la inflación de 2,5% para el tercer trimestre y de 2,9% para 2011, un descenso frente al 3,1% proyectado para ambos períodos hace sólo tres meses.

Pese al entorno persistentemente difícil, 30 de los 48 economistas que respondieron a la pregunta dijeron que la economía no necesita más estímulo fiscal o monetario. Seis economistas indicaron que se necesita más estímulo fiscal, mientras que cinco quieren un mayor estímulo monetario por parte de la Reserva Federal; siete indicaron que la economía podría usar ambos.

El sondeo se realizó antes del anuncio el martes por parte de la Fed de que reinvertiría en títulos del Tesoro los ingresos vinculados a sus valores respaldados por activos y deuda de entidades auspiciadas por el gobierno, lo que básicamente aumenta el estímulo monetario.

“La economía necesita que el gobierno se haga a un lado”, dice Stephen Stanley de Pierpont Securities.

Los economistas, sin embargo, en general no apoyaron la idea de dar por terminados los recortes de impuestos de la era Bush, que expirarán al final de este año, a menos que intervenga el Congreso. Sólo tres consultados afirmaron que debería permitirse que expiren todos los recortes de impuestos a la renta de los individuos. Treinta y dos economistas dijeron que estos deberían ser extendidos, mientras que 11 señalaron que deberían ser extendidos para las personas que ganan menos de US$250.000 al año, plan que respalda el actual gobierno.

Muchos de los economistas indicaron que cualquier extensión debería ser temporal, mientras la recuperación continúa teniendo problemas para ganar tracción. Pero en medio de las preocupaciones sobre el déficit, 23 encuestados dijeron que la extensión debería se contrarrestada con recortes de gastos u otros impuestos.

“Es un disparate irresponsable afirmar que los recortes de impuestos ‘se pagan por sí mismos'”, dice Nicholas Perna de Perna Associates.

Autor: Phil Izzo. WSJ.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: