¿Cómo compran los emprendedores?

Cada vez son más las empresas que han descubierto el filón del autónomo, la pyme y el emprendedor como cliente. No en vano, representa casi el 95% del tejido empresarial español. Es un público con unos rasgos comunes, unas necesidades similares y unos problemas que requieren solución.

Todavía no es una tendencia generalizada, pero hay quien ya ha sabido detectarlos y realizar una oferta diferenciada para ellos. Nosotros hemos querido conocer de primera mano qué opinan de este segmento de la población los que son sus principales proveedores. Éstos son sus rasgos comunes:

  • Analiza mal sus gastos. Es un colectivo que, además, busca, compara y analiza todas las propuestas que se les ponen encima de la mesa y tarda bastante en decidirse a contratar un servicio o comprar un producto. Al mismo tiempo, no realiza un análisis rigurosamente racional de sus gastos. Según explica Francisco Escanellas, director general de Expense Reduction Analysts, empresa especializada en la reducción de costes, “les cuesta identificar si están comprando el producto o servicio que realmente necesitan o si adquieren lo que el proveedor les vende y no se molestan en analizar si ese mismo servicio o producto lo pueden utilizar mejor”.
  • Descontrol en sus compras. Relacionado con lo anterior, la falta de tiempo le impide al autónomo y a la pyme destinar tiempo a organizar mejor sus tiempos y sus compras y es habitual encontrar en este colectivo una preocupación por ahorrar en lo que es el corazón de su negocio, descuidando el apartado que se englobaría en lo llamado genéricamente gastos generales.

“Resulta frecuente encontrarse a los propietarios de un restaurante analizando mucho lo que gastan en los productos que van a poner en la mesa y, sin embargo, descuidando el gasto en lavandería. O aquellos que miran con lupa el gasto en calefacción y luego dejan encendidos los ordenadores toda la noche”, pone como ejemplo el coordinador de Financiera Activa, Domingo González.

¿QUÉ CONDICIONA SUS COMPRAS?

Aunque estamos hablando de un segmento heterogéneo, es cierto que los criterios de selección (que no sus decisiones) de pymes y autónomos son bastante parecidos.

  • Funcionalidad. “No basta con ofrecerles buenos productos a las pymes, sino que es necesario explicarles cómo pueden aplicar esos productos a sus negocios y cómo les puede beneficiar”, reconoce Elba Fernández–Novoa, directora del Canal no Gestionado de la división de Pymes de Microsoft.
  • Utilidad empresarial. No son sensibles a los argumentos técnicos, sino a aquellos que les expliquen de qué manera un producto, una aplicación o un servicio mejora su rentabilidad o le va a facilitar la forma de hacer las cosas. Éste argumento es especialmente significativo a la hora de contratar tecnología, informática y comunicaciones. “En un reciente estudio, el 38% destacaba que la principal barrera de pymes y autónomos a la hora de adquirir soluciones tecnológicas es el desconocimiento de para qué les sirve lo que están comprando”, señala Francisco Ojea, gerente de la consultora Everis.
  • Facilidad de uso. No quieren depender de terceras personas para la gestión de su negocio, por lo que quieren que cualquier producto que compren o contraten sea fácil de aplicar a su negocio y más sencillo aún de utilizar. En aplicaciones tecnológicas, por ejemplo, “prefieren las que puedan instalar ellos mismos y que sean muy intuitivas, que otras mejores, pero más complejas”, dice Rodrigo Gallardo, jefe de producto de Goldmine.
  • Todo en uno. Buscan a un proveedor global que le solucione todos sus problemas en cada área de actividad. Es decir, si contratan a un proveedor de telefonía, prefieren que ese mismo proveedor les suministre la telefonía fija, la móvil e Internet. Y exactamente igual ocurre con las asesorías o las gestorías, y con las empresas que les ofrecen servicios tecnológicos.
  • Comodidad. No es muy proactivo a la hora de buscar a sus proveedores. A menudo contrata los servicios de mensajería de la esquina porque es la que está más cerca, o compra los lápices en la librería de al lado sin reparar en que pueden ahorrar costes si hacen pedidos más grandes en tiendas especializadas.
  • Cuestión de precio. Éste es uno de los argumentos básicos de selección de los emprendedores. Según Jorge Casals, fundador de Haztuenvío.com, lo primero que todos sus potenciales clientes le preguntan es: “¿Cuánto me va a costar?”.

Fuente: emprendedores.es

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: